El protocolo

Fotografía: Alfredo Urdaci

Respecto a la humillación y vejación he de decir que me gusta bastante, pero lamentablemente pocos señores entienden su delicado arte. El dominante debe ser refinado e instruido en su práctica, elegir cuidadosamente los términos y personalizarlos adecuadamente. Si se domina, esta técnica tiene un poder increíble en la conquista de la voluntad. Cuando el señor me honra con palabras como puta, zorra, cerda… mi satisfacción es inmensa. Le adoro y puedo llegar a entrar en trance.


El protocolo debe respetarse, debe marcarse. Aspectos como el vestuario y la posición de recepción, la higiene o el guion de la sesión son fundamentales para el éxito. Por ejemplo, un señor que desde el principio tome las riendas de la negociación, sea claro en sus demandas, respete mi perfil y se interese por conocerme… ya me está indicando que es digno de ganarse mi respeto.

Una vez acordado el protocolo e iniciar la sesión, me ha demostrado que es una mente poderosa, que ha evaluado el encuentro y se va a anticipar a mi perfil como sumisa. Es entonces cuando comienza un juego (una especie de baile a modo tango) donde él saca su lado dominante, enfocado en descubrir mis deseos más oscuros, ya que aunque cueste entenderlo, el verdadero amante del bdsm no busca satisfacerse a sí mismo, busca satisfacer a la otra parte, y de esta manera recibir en igual o mayor medida ese mismo placer devuelto en un perfecto juego de dualidad.

El perfecto dominante no busca ordenar por satisfacer su autoestima, no se siente mejor por dar instrucciones y ver que son cumplidas sin rechistar. El verdadero dominante busca encontrar la forma de acceder a mi mente para obtener mi mejor versión de sumisa.

4 respuestas a “El protocolo”

  1. Can I simply say what a relief to uncover somebody that truly understands what they are discussing over the internet. You certainly know how to bring an issue to light and make it important. A lot more people must look at this and understand this side of your story. I was surprised that you are not more popular given that you most certainly have the gift.

  2. Nos conocemos de solo una sesión en Lad Madrid.
    Deseo que vuelva a mi y se entregue a mi voluntad.
    Su cuerpo será mío, su espíritu obedecerá y se entregará a los deseos de mi mente sin dilación alguna y mi cuerpo recibirá lo que demande en todo momento
    Quiero que desee entregar todo lo que es.

    • Hola buenas tardes Señor.sigo atendiendo,me gustaría saber cuándo le interesa la sesión conmigo,para poder organizarme.muchas gracias,un saludo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *